Charles Robert Darwin

Nació en la ciudad de Shrewsbury, Inglaterra, siendo el quinto hijo de una acomodada familia inglesa. Su abuelo materno fue el próspero empresario de porcelanas Josich Wedgwood, y su abuelo paterno el famoso médico del siglo XVIII Erasmus Darwin. Después de acabar sus estudios en la Shrewsbury School en 1825, Darwin estudió medicina en la Universidad de Edimburgo. En 1827 deja la carrera de Medicina para entrar en la Universidad de Cambridge y convertirse en ministro de la Iglesia de Inglaterra.

Viaje en el Beagle (27 de diciembre de 1831 a 2 de octubre de 1836)

Después de graduarse en Cambridge en 1831, Darwin se embarcó, a los 22 años, en el barco de reconocimiento HMS Beagle como naturalista sin paga, merced a la recomendación del también naturalista John Stevens Henslow que había conocido en Cambridge, para emprender una expedición científica alrededor del mundo que duraría 5 años.

Durante el viaje Darwin estudió las aguas costeras, midió profundidades e indicó las grandes corrientes oceánicas. Abandonó el barco frecuentemente para realizar largas expediciones por tierra, durante las cuales pudo reunir gran cantidad de especímenes.

Además, Darwin contempló con asombro la diversidad de la fauna y la flora en función de los distintos lugares. Así, pudo comprender que era la separación geográfica y las distintas condiciones de vida la causa de que las poblaciones variaran independiente unas de otras.

A su vuelta al Reino Unido publicó su obra Diario del viaje del Beagle. Poco después, Darwin se había convertido en una celebridad científica. Fue elegido secretario de la Sociedad Geológica de Londres y se ganó el respeto y amistad de la élite intelectual británica: C.Lyell, T.H.Huxley y J.D.Hooker.

Últimos años

Después de su muerte en Down, se le rindió homenaje con el honor de ser sepultado en la abadía de Westminster.